Traductor

English plantillas curriculums vitae French cartas de amistad German documental Spain cartas de presentación Italian xo Dutch películas un link Russian templates google Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified


YA NO ESPERO A QUE PASE LA TORMENTA, APRENDÍ A CAMINAR BAJO LA LLUVIA

21 feb. 2016

Flesh and Bone.



Esta serie está en su primera temporada y la estoy viendo con bastante ansía.
Es un auténtico drama y debo decir que no es el tipo de serie que yo suelo ver. Vamos, nunca salgo de las series con tramas que son una paranoia, asesinos en serie, ciencia ficción, terror y paranormales.
Esta serie me decidí a verla, entre otras cosas, porque cuando era niña daba clases de ballet.

Si estás en una buena escuela, las exigencias son máximas incluso si eres sólo una cría. El ballet no admite ni un sólo fallo, siendo de las distiplinas más duras que hay.
No sólo se exije un estado físico óptimo, sino también una buena interpretación del papel. No puedes sólo bailar bien, tienes que sentirlo.
Yo dejé el ballet porque le cogí un asco tremendo y porque me causó una pérdida de peso monumental, algo que para mí era muy bonito se convirtió en un jodido suplicio. Algunas amigas mías siguieron pero no demasiado tiempo.
El nivel de exigencia es demasiado aplastante.
Esta serie nos sumerge en los sacricios (evidentemente exagerados en algunos aspectos o totalmente fantasiosos en otros) pero nos muestra como una bailarina debe seguir bailando aún con sus pies destrozados, aún con lesiones y aún cuando su estado anímico es una pesadilla.

La protagonista es débil, algo incompatible con el mundo del ballet donde no hay compañeras y sólo competencia. Una debilidad que deberá ir tapando o intentando superar.
La serie no está nada mal, más aún si alguna vez has estudiado ballet, entonces entiendes más cosas, asientes con otras y te horrorizas en ciertos puntos.
No sé cuantas temporadas tendrá pero la primera consta de 23 capítulos, creo que es un número considerable para empezar y cerrar una trama.
Alargar este tipo de series las acaba convirtiendo en culebrones infumables, esperemos que no cometan ese error como ha ocurrido con otras grandes series.




.

.