Traductor

English plantillas curriculums vitae French cartas de amistad German documental Spain cartas de presentación Italian xo Dutch películas un link Russian templates google Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified


YA NO ESPERO A QUE PASE LA TORMENTA, APRENDÍ A CAMINAR BAJO LA LLUVIA

24 sept. 2013

El amor es complicado


El amor es complicado, doloroso y bastante “especial”. Desde luego mi definición de especial no es lo que puede imaginar la mayoría de las personas.
En el amor sólo hay una circunstancia que lo hace bonito (los dos se aman por igual y se respetan sin intentar cambiarse el uno al otro). Es una posibilidad tan sumamente remota que por eso creo que hay tan poca gente enamorada y feliz.
Se dan muchos supuestos:
  • Primer supuesto, y el que todos imaginamos y deseamos. Te enamoras y eres feliz puesto que eres correspondido. Dentro de este tipo (que es el más afortunado) nos encontramos también con varios casos:
  1. Uno de los dos está más enamorado que el otro y la otra parte se siente poco querida o importante, lo que le causa un sufrimiento inútil. Cada persona es como es y hay personas mucho más cariñosas y apasionadas que otras. En este caso es cuando intentamos, inútilmente, cambiar a la otra persona. Digo inútilmente porque al principio cambiará sólo por satisfacer a su pareja (así de absurdos e idiotas somos). Con el tiempo volverá a ser como era porque está en nuestra  naturaleza.
  2. Uno de los dos es celoso. En este caso los celos, primero matan por dentro al celoso y agobian hasta el infinito a la persona que sufre los efectos secundarios (la pareja). Aquí la inseguridad, el miedo a perder a la persona que amas y la ira y demás que traen, hacen desgraciada a la pareja en general.
  3. Por supuesto no olvido el caso (prácticamente inexistente a no ser en el caso del amor adolescente) donde ambos se amen por igual, estén el uno por el otro y no haya celos. Aún así siguen sufriendo por varios motivos. Siempre que amas tienes miedo de que termine o algo similar.
  • Segundo supuesto, te enamoras de una persona pero no eres correspondido. Aquí también se dan varios casos (creo que todos son dolorosos de una u otra manera)
  1. Estás enamorado de una persona a la cual no puedes confesarle tu amor. Bien, porque es tu amigo, alguien cercano, tienes miedo del rechazo (esto suele ser lo más natural). Tenemos demasiado miedo a ser rechazados, cuando deberíamos pensar que el no ya lo tenemos y lo peor que puede pasar es que nos quedemos en el mismo punto que estamos. Pienso que en este caso si la mayoría de las personas fueran más valientes, en muchos casos serían historias con final “feliz” (digo feliz porque ya sabéis mi opinión sobre el amor)
  2. Estás enamorado de alguien que no puedes tener. Entended este supuesto. Le has confesado que le amas pero… tiene pareja, o tiene diferente orientación sexual, es demasiado joven o demasiado mayor… Como sea, es un amor imposible, en este caso sufres mucho más puesto que no puedes estar con esa persona por ciertos tabús o restricciones. Amar lo prohibido es tentador pero también es de lo más doloroso, ya que se junta con impotencia, rabia e ira. Imaginad ver el objeto que más deseas y no poderlo ni tan siquiera mirar. Este tipo de amor no correspondido es algo así.
  3. Estás enamorado de alguien que no tienes cerca. Este ahora está de moda, las relaciones por internet (relaciones en las que yo, particularmente, no creo. Imposible enamorarse sin contacto físico, sin una mirada directa, sin una caricia, sin saber el tono de voz de la otra persona…) En este caso suelen ser personas sin medios para poder viajar mucho que viven a distancias abismales lo que le limita a móvil e internet. Hay a quién le basta con eso, para mí es un tipo de amor bastante vacío e insustancial. Cargado también de una gran impotencia y tristeza por no poder estar con la persona amada.
En resumidas cuentas, creo que en el amor prima el sufrimiento de una u otra manera, también es cierto que pienso que en el supuesto de que los dos se amen y respeten, los miedos iniciales desaparecen cuando la pareja coge estabilidad y, si bien, se pueden enfrentar a otros desgastes típicos de las relaciones, creo que es algo normal en las relaciones y, en cierta manera, es lo que nos da algo de “vidilla”.
Recordad que no hay pelea sin reconciliación y que estas suelen estar cargadas de pasión. El sexo de reconciliación es el mejor que hay.
Y eh aquí mi visión del amor. Compartida por muchos y criticada por pocos, como sea, así lo veo yo después de varias relaciones vistas desde fuera y desde mi propia experiencia personal.

Buenas noches mis queridos ángeles de la noche.

.

.